EDUARDO CASANOVA SUCRE: POR QUÉ SOY MAGALLANERO

Eduardo Casanova Sucre

·
POR QUÉ SOY MAGALLANERO

Por Eduardo Casanova

 

A pesar de que mi mujer y la dos de mis hijos (creo) son caraquistas, yo soy magallanero. Mi padre era magallanero, y hasta estuvo en la directiva del equipo, de modo que yo desde muy niño me declaré magallanero.

Pero nunca lo he analizado ni he tratado de explicármelo. Simplemente cuando tuve edad de razonar ya era magallanero. Y no me importa que el Magallanes de haya ido de Caracas y se haya establecido en Valencia, ni sé quiénes son los directivos del equipo hoy día.

Sencillamente, soy magallanero, aunque no tenga hoy el más mínimo interés en el béisbol ni me haya interesado en lo más mínimo en lo que ha hecho en Magallanes en los últimos cuarenta años. Cuando viví en Buenos Aires me llamó la atención un lema de los hinchas del Chacarita Juniors, equipo de fútbol, que decía: “Ganamos, perdemos, a Chaca lo queremos”, y supongo que algo así pasa con los magallaneros, o con los caraquistas, o con los “fans” de cualquier equipo.

Es algo que no se analiza ni se explica. Simplemente es. Y punto. Y mucho de eso ocurre con los adecos. Son adecos porque su abuelo y su papá fueron adecos, pero no por razones ideológicas ni nada por el estilo. Son adecos porque nacieron adecos y punto. A mí me pasó casi todo lo contrario: nací antiadeco porque mi padre era medinista, y sin razonar en absoluto me consideré contrario a Acción Democrática, aunque tuve algunas dudas cuando me enamoré y me casé con una hija y sobrina de adecos (hija de madre adeca, pero no de padre adeco, porque aun cuando su padre fue fundador del partido pronto se deslindó de él y se ubicó más a la izquierda).

Entre otras cosas, conocí personalmente a muchos de los grandes adecos, Betancourt, Leoni, Barrios, etc., y me di cuenta de que no comían niños ni robaban carteras, y hasta eran personas muy tratables. Mucho más cuando tuve oportunidad de tener un par de largas conversaciones privadas con Rómulo Betancourt, el adeco número uno, y descubrí que en lo personal era un hombre simpatiquísimo, con un gran sentido del humor y decididamente agradable.

No es que me convirtiera en adeco, pero dejé de ser antiadeco sin renunciar a mis ideas básicas. Luego pude conocer a Carlos Andrés Pérez, un adeco raigal, de quien tenía muy mala idea, pero me di cuenta de que era mucho mejor de lo que yo había supuesto y un millón de veces mejor que los que lo adversaban en su propio partido.

Luego vino todo lo que ha venido: Acción Democrática, por el egoísmo y la falta de visión de sus principales y nada importantes dirigentes a partir de la muerte de Gonzalo Barrios, se opuso a las intenciones sanas de Carlos Andrés Pérez de enmendar muchos de sus propio errores, y en ese enfrentamiento murió políticamente Carlos Andrés, pero AD no sobrevivió, se convirtió en un cadáver que unos pocos “dirigentes” exhiben de vez en cuando para engañar a los que son adecos sin saber por qué.

A los magallaneros. Yo sigo siendo magallanero, pero desde hace mucho que dejé de ser antiadeco sin convertirme en adeco. Siento mucho afecto por más de un adeco, y no le pregunto por qué lo es. Y si lo preguntara estoy seguro de que no sabría decirme el porqué. Me respondería que su abuelo y su padre fueron adecos. Y ojalá que entienda que en realidad no hay nada más venezolano que ser adeco. O magallanero. Y no importa que el Magallanes pierda por paliza, ni que quede de último en la tabla de posiciones. Uno sigue allí. Ganamos, perdemos… Lo malo es que seguir siendo magallanero no perjudica a nadie, pero seguir siendo adeco…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s